¿Se pueden poner implantes dentales a los perros?

Es posible poner implantes dentales a los perros, lo que puede sorprenderte. A los perros les resulta difícil comer cuando pierden los dientes. Esto puede conducir a la privación nutricional y a la pérdida de peso. Los dientes de tu perro solamente se caen de forma natural entre los 5 y los 8 meses de edad, a menos que haya un problema subyacente.

Los implantes suelen ser más caros que otros tipos de sustitución de dientes, pero ofrecen muchas más ventajas. Son más fuertes y duran bastante más que los dientes naturales, lo que los convierte en una opción excelente para los perros jóvenes que han perdido algunos dientes.

Higiene y saneamiento

Los dientes y las encías son esenciales para la salud de tu perro. Las enfermedades de las encías pueden prevenirse con un buen cuidado bucal. Nuestro veterinario se sorprendió cuando le dijimos que cepillamos los dientes de nuestros perros con regularidad, ¡Y eso podría añadir dos años a su vida!

El cepillado se ha convertido en un hábito para nosotros, y parece que los cachorros lo disfrutan. Utilizamos una pasta de dientes enzimática hecha específicamente para perros. A nuestros perros les encanta su sabor.

Tanto el flúor como el xilitol son componentes habituales de los dentífricos para humanos, que pueden ser peligrosos para los perros.

Otra buena idea es darle a tu perro juguetes para masticar, para mantener a raya la placa. Asegúrate de que su dieta incluya también comida dura. La comida blanda está bien, pero la dura es necesaria para prevenir la acumulación de placa.

perro y su dentadura

Problemas de la mala higiene

Las enfermedades dentales, el sangrado de las encías, los problemas de masticación, la pérdida de dientes, las enfermedades de los órganos, etc., pueden ser consecuencia de un mal cuidado bucal. Si tu perro presenta uno o varios de estos síntomas, es necesario que acudas al veterinario.

La enfermedad de las encías es peligrosa para la salud general de tu perro cuando llega al torrente sanguíneo. Es posible que tu veterinario tenga que extraer el diente y empezar a dar antibióticos a tu perro.

Implantes dentales

La falta de dientes dificulta la alimentación, y en contra de lo que mucha gente cree, los dientes que faltan en los perros no vuelven a crecer. Los implantes dentales permiten a tu perro masticar cualquier cosa que no sean alimentos blandos y líquidos.

Los implantes dentales para perros son más duraderos que los dientes naturales y pueden durar toda la vida, lo que los convierte en una alternativa muy buena para los perros que han perdido algunos dientes.

El procedimiento de los implantes dentales

Tu veterinario realizará una radiografía durante la consulta inicial para evaluar el estado de la mandíbula. Si tu veterinario determina que es necesario un trasplante de hueso, llevará a cabo esta operación. Después, hay un periodo de espera de varios meses para que la zona pueda curarse.

El proceso de implante comienza una vez que la herida ha cicatrizado. Las etapas del procedimiento de implante son las siguientes:

  • Se utiliza un tornillo de titanio para reparar el tejido gingival. Como se trata de un procedimiento quirúrgico, tu perro estará anestesiado.
  • Hay un periodo de cicatrización de 3 a 6 meses después de la inserción del tornillo de titanio. Tu veterinario observa a tu perro durante este tiempo para ver cómo se está curando y si la boca acepta el implante.
  • Una vez completado el proceso de cicatrización, se introduce un tornillo de titanio en el hueso maxilar. El implante dental fijo se apoya en el pilar.
  • Por último, se coloca el diente de cerámica sobre el pilar.

Tu perro volverá a ser como un cachorro joven, capaz de masticar objetos y disfrutar con la comida. Sigue practicando una excelente higiene bucal, ¡y diviértete con tu mejor amigo! Consulta nuestros otros artículos para obtener más información sobre cómo mantener sano a tu perro.